Madre y Mujer por Jacqueline Ponce

Categoría: Familia Sin comentarios

Te imaginas una persona idéntica a otra, con características físicas y cualidades iguales. Sería algo inexplicable, ¿no? Sin embargo, todas las personas tenemos algo en común, no somos tan diferentes, de forma física podemos parecernos, tener gustos similares o en definitiva algunas conductas pueden ser parecidas, pero tenemos capacidades emocionales y niveles de sensibilidad diferentes. Esta pequeña introducción, nos ayudará a entender que a pesar que todas las familias son distintas, tienen un factor en común, las MADRES, quienes son un pilar para los hijos y juegan un rol fundamental en su desarrollo.

No hay una receta que nos mencione cómo ser una buena madre; sin embargo, existen una serie de características que podrán ayudarte a desempeñarte de la mejor manera en este rol:

  • Si trabajas y dejas a tus hijos al cuidado de otras personas, no es algo que deba deprimirnos. Recuerda siempre incluir en tus horarios tiempo de calidad con ellos, así como un sistema de llamadas o video llamadas de modo que se establezca una rutina y estés enterada de su día a día.
  • Involúcralos en tus actividades, ayuda a que tus hijos reconozcan la importancia de tu trabajo y los beneficios personales y económicos que estos pueden traer para ellos, así entenderán, respetarán y valorarán lo que haces.
  • Piensa en ti también; tú no eres la última en la lista de prioridades, destina un espacio para ti y consiéntete en aquellas actividades que te agraden.

Los diferentes roles que cumplimos, fortalecerán y son parte de ese gran rol de madre que cumples. Todos ellos son motivos para que nuestros hijos se sientan orgullosos de nosotras. Existen situaciones donde debemos reencontramos con nosotras mismas y brillar como mujeres y convertirnos en las mejores. Buscando ese equilibrio, podemos:

  • Realizar actividades físicas, nos ayuda a estar más saludables y con buen humor, así combatiremos el estrés del día a día. Recuerda, siempre podemos encontrar el tiempo para este tipo de actividades.
  • Escucha música, la variedad sonora ayuda a que en nuestro hogar se aprenda a escuchar y apreciar los diferentes tipos de música, te llenarás de alegría y simpatía para seguir adelante.
  • Siéntete hermosa y única, la actitud que debes tener cada día te permitirá sentirte radiante. El primer paso es valorarte tal como eres, aquellas características que te hacen especiales y, sobre todo, a valorar la vida.
  • Tener un hobbie: un pasatiempo es beneficioso para la salud, tener una actividad que nos apasione nos transformará en personas alegres en búsqueda de nuestro crecimiento personal.

Somos madre y mujer al mismo tiempo; sin embargo, no olvides que eres un ser humano que puede reír, llorar, disfrutar, entristecerse, es parte del día a día, ciertamente nuestros hijos son una gran parte de nuestra vida, pero debemos poder atención también a nosotras mismas. Recuerda que sentirse bien consigo misma, ayudará a que lo demás fluya con toda naturalidad.

A todo ello,

FELÍZ DÍA DE LAS MADRES.

0 Likes

Jacqueline Ponce
Licenciada en Psicología en la especialidad de Psicología Educativa en la Universidad Nacional Federico Villarreal. Diplomado en Fonoaudiología en la Universidad Femenina del Sagrado Corazón (UNIFE). Maestría en Psicología con mención en Intervención Psico educativa en trastornos del Neuro desarrollo. Especialista en Estimulación Temprana y Consultoría externa en monitoreo y evaluación de prácticas pedagógicas docentes del nivel inicial. Actualmente me desempeño como Psicóloga Supervisora en el Programa Aprendamos Juntos – Fundación Custer en las sedes de Villa el Salvador y San Juan de Lurigancho.

Comentarios: 0

Deja un comentario