Una buena postura por Maritza Cantera

Categoría: Crianza, Niños Sin comentarios

Cada vez se observa más casos de niños o adolescentes con dolores de espalda o que sufren de algún mal en su aparato locomotor.

Una buena postura es la correcta alineación del tronco y extremidades, sin sobrecarga en músculos, huesos, tendones, articulaciones o ligamentos por posturas inadecuadas. Esto evita que se produzca deformaciones como cifosis, lordosis, escoliosis, etc., y la aparición de dolor en alguna parte del tronco o las extremidades. La postura correcta se adopta acostumbrando a nuestro cuerpo a rutinas diarias a través de la higiene postural.

La buena postura en los niños resulta ser un reto, solemos verlos en el sillón o en la silla manteniendo posturas inadecuadas que nosotros mismo mantenemos en casa. Debemos estar atentos a los factores que influyen en una postura inadecuada, crear hábitos positivos con ellos y seguir una serie de recomendaciones (higiene postural) dadas por los especialistas. Esto además ayudará a disminuir la fatiga, a mejorar el rendimiento escolar y favorecerá el descanso entre otros beneficios.

Mucho ojo con esto en la infancia, en el periodo pre pubertad y en la pubertad

 Algunos factores que interfieren en el mantenimiento de una buena postura:

  • Posturas inadecuadas que se mantienen en diferentes momentos: al sentarse, al estar de pie, al cargar algún objeto, al dormir.
  • Por mobiliario no adaptado
  • Falta de ejercicio o actividad física
  • Factor emocional: cuando nos sentimos felices, mostramos una postura segura y erguida; y cuando estamos abatidos, nuestra postura se muestra agarrotada y tímida.
  • Defecto visual: puede alterar la postura utilizar lentes incorrectos o necesitarlos y por ello se busca una postura compensatoria que rompe la alienación postural.

Es crucial en edad escolar que los pequeños conozcan su cuerpo y aprendan a valorarlo ya que esto permitirá su participación activa en la adquisición de hábitos correctos

RECOMENDACIONES BÁSICAS

  1. Actividad física: Recordar la importancia de mantener el peso corporal, practicar alguna actividad física como la marcha, carrera, natación, tenis, yoga, taichí o Pilates; realizar calentamientos y estiramientos, y practicar técnicas de respiración para relajar la musculatura. Resulta ser un agente terapéutico cuando ya se presenta una desalineación postural o funcional.
  2. Al estar de pie: mantener los hombros a la misma altura y los pies ligeramente separados para conseguir un mejor equilibrio y una posición cómoda.
  3. Al estar sentado: los pies tocan el suelo, las rodillas mantienen un ángulo de 90 grados y la espalda reposa contra el respaldo del asiento. Encontrar asientos de acuerdo a la altura de la persona. Al trabajar frente a la computadora: la pantalla debe estar situada frente a la cara, a una distancia mínima de 40 cm y a la altura de los ojos o ligeramente por debajo.
  4. Dormir boca arriba o de lado. No es recomendable dormir boca abajo.
  5. Al coger material pesado: se acerca el objeto al cuerpo y se flexionan las piernas al cargarlo.
  6. Controlar el uso de Tablet o celular
  7. Utilizar mochilas con el peso adecuado, solo hasta el 10% de su peso. Las mochilas son la mejor opción porque los músculos más fuertes son el abdomen y la espalda.
0 Likes

Maritza Cantera
Licenciada en Psicología, en la especialidad de Psicología Educativa en la Universidad Nacional Federico Villarreal. Segunda especialidad en Intervención Temprana con niños con/ sin necesidades educativas especiales en la Universidad Nacional Mayor de San Marcos (UNMSM). Actualmente llevo el curso MOOC del Ministerio de Educación. Brindo consultorías de manera particular a instituciones educativas. Me desempeño como Psicóloga Supervisora en el Programa Aprendamos Juntos - Fundación Custer en las sedes de Chorrillos y San Martín de Porres.

Comentarios: 0

Deja un comentario